miércoles, 31 de julio de 2013

Emboscan a una familia en la sierra de Coyuca

Coyuca de Benítez, Gro.- Tres integrantes de una familia y otra personas fueron asesinados, tras ser emboscados por un comando en la comunidad de El Coapiolar, al dirigirse a Tepetixtla, a una boda en la sierra de Coyuca de Benítez.
Lo anterior fue informado por seguridad pública municipal, estatal y federal que aseguran que aproximadamente a las 09:30 horas del domingo, cuando bajaba Marcelino García Peñaloza con sus dos hijos y otro hombre, desde lo alto fueron baleados con armas de alto poder.
La comunidad de El Coapinolar, se encuentra ubicada en la parte alta de la sierra del municipio de Coyuca de Benítez, muy cerca de la población de Tepetixtla, en la región de la Costa Grande del estado de Guerrero.
Lo anterior fue reportado a través de una llamada anónima, en el que se informaba que un grupo de hombres armados había atacado a una familia y los habían privado de la vida sobre un camino de terracería.
En la vereda quedaron los cuerpos de Marcelino García, y sus dos hijos, así como Fortino Torres, los cuatro originarios de la comunidad de Coapinolar, quienes se dirigían a una boda a Tepetixtla.

Aunque fue hasta las 13 horas que un grupo de efectivos de seguridad pública arribó a la parte alta de la zona serrana para confirmar el múltiple crimen y aseguran que en el sitio de la acometida criminal, cayeron los cuerpos inertes de la familia de Marcelino García y uno de los acompañantes quienes iban al poblado de Tepetixtla, a la boda de una sobrina de Marcelino García.
Se informó que hace aproximadamente un año en la comunidad El Coapinolar, municipio de Coyuca de Benítez, efectivos del Ejército Mexicano, habían detenido a familiares de Marcelino García y se los habían capturado.
Al lugar del crimen llegó personal de la Procuraduría General de Justicia del estado de Guerrero quienes realizaron las primeras diligencias y ordenaron el levantamiento de los cuatro cadáveres.
Los cuerpos fueron trasladados al puerto de Acapulco para que en el Servicio Médico Forense (SEMEFO) les practicaran las primeras diligencias que establece la ley, para determinar las causas de la muerte de las cuatro personas.
Como se recordará apenas el pasado cinco de julio, La verdad de Zihuatanejo informó que un comando atacó a un grupo de ocho adolescentes y los privó de la vida a un costado del Río Chiquito, en la cabecera municipal Coyuca de Benítez, ubicado en la región de la Costa Grande del estado de Guerrero.
De aquel ataque fallecieron en una primera instancia siete adolescentes, y una semana después murió otro de los menores atacados, entre ellas había cinco adolescente y tres jóvenes de 20, 22 y 24 años de edad, todos habitantes de la colonia Venustiano Carranza, de Coyuca de Benítez.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario